Pasar al contenido principal
Eduardo Roca- Choco
CHOCO: desde la bondad, el arte
Colmada la sed, Choco es el rostro en gratitud, y su obra, parte esencial de la fuente.

Sexta edición del Istmo Centroamericano

En la visibilidad del conjunto de expresiones y artistas identificados por la crítica especializada como la vanguardia centroamericana, han sido decisivas las bienales de arte nacional (seis en total),

Con Cuba hoy

En el espacio virtual CON CUBA HOY, numerosos artistas expresan su solidaridad ante las dramáticas circunstancias vividas por el pueblo de Cuba como consecuencia de los efectos devastadores de los hura

Galería Excelencias, nuevo espacio para las Américas

La Galería Excelencias abrirá sus puertas en Madrid en fecha próxima, para reflejar la labor de los artistas y las obras más representativas de las artes plásticas en las Américas y el Caribe.

Choco: Dos oficios, una mirada

La pintura y el grabado son, en Eduardo Roca, dos medios expresivos supeditados a una misma voluntad de experimentación.

Jose Bedia:La obligacion de transculturarnos

José Bed ia nunca ha sido propiamen te un artista. Nunca ha querido serlo. De una u otra manera siempre ha estado tratando de evitarlo, de huir, de escaparse del arte, como haría cualquier animal acosa

Vanidades y rizomas

El observatorio de línea (Ediciones Unión, 2008) es un libro antiacadémico. Groseramente antiacadémico. Creo que es el libro más bohemio que he leído, y eso me fascina, no puedo negarlo. Elvia Rosa Cas

Un Tico en La Habana

Si los archivos no se abrieran y se despreciaran como lugares inservibles y lúgubres, correríamos el riesgo de que personalidades como Max Jiménez Huete (1900-1947) fueran ignoradas hasta en su propio

CRIST

Cristóbal Reinoso nace en Sant

La alternativa Bienal

Vivimos momen tos muy complej os en el un ive rso de l arte contemporáneo, según las señales que llegan desde todos lados, ya sea desde dentro del país donde uno vive como estando fuera. Nunca antes ha

Las aguas de expiación de Rufo Caballero

El pensamiento siente una fruición muy parecida a la amorosa cuando palpa el cuerpo desnudo de una idea. Ortega y Gasset