Pasar al contenido principal
Aos Teus Olhos: las redes sociales a debate
15December
Festival de cine de La Habana

Aos Teus Olhos: las redes sociales a debate

Aos Teus Olhos narra la historia de un profesor de natación acusado de besar a uno de sus alumnos, pero no es en rigor un largometraje sobre el tema de la pedofilia.

Por: Liliana Molina Carbonell

Cuando leyó por primera vez El principio de Arquímides, la directora brasileña Carolina Jabor buscaba una obra que le permitiera reflexionar sobre temas contemporáneos. La pieza de teatro del autor catalán Josep Maria Miró, que ya había tenido exitosas presentaciones en ciudades de Estados Unidos, Latinoamérica y Europa, desarrollaba un relato que le pareció sugerente y que decidió convertir en su segundo largometraje de ficción: Aos Teus Olhos, incluido entre las películas en competencia del 39 Festival Internacional del Nuevo Cine Latinoamericano.

Quería encontrar una historia que me hiciera pensar sobre cuestiones actuales. Y El principio de Arquímides, en particular, proponía algo que me intrigaba bastante, que es la condenación sin pruebas concretas y a partir de juicios precipitados”, explicó en declaraciones a Arte por Excelencias. Josep y yo tenemos mucho en común en cuanto a la forma de pensar y nuestras maneras de ver la vida, fue un intercambio muy interesante sobre lo que está aconteciendo hoy”.

Si bien el filme se inspira en el texto original del director de teatro español, Carolina y el guionista Lucas Paraizo prefirieron no realizar una reproducción exacta, sino tomarlo como punto de partida y, desde ahí, crear una ruta propia para llevarlo a la pantalla. Aos Teus Olhos narra la historia de un profesor de natación acusado de besar a uno de sus alumnos, pero no es en rigor un largometraje sobre el tema de la pedofilia. Más bien, los cauces apuntan al debate sobre las redes sociales y su impacto en el contexto actual, una vez que las incriminaciones se vuelven virales en Internet.

Con un acertado trabajo de dirección de actores, la película permite apreciar, asimismo, la diversidad de reacciones que puede generar un mismo suceso en varios de los personajes; además de la complejidad de las relaciones humanas, abordada incluso desde la óptica de la familia. 

“Para mí era muy importante presentar todos los puntos de vista de cada personaje, sus valores morales y cómo este evento impacta a cada uno de ellos: la madre, el padre, la directora de la escuela... Todos asumen un comportamiento diferente, así que me interesaba poder comunicar las emociones de cada uno y su vínculo con el hecho”.

Según reconoce, en la posibilidad de acercarse a temas o problemáticas contemporáneas reside uno de los principales motivos de su pasión por el cine: “Hoy no me interesa dialogar acerca de algo que ya pasó y que no está más en discusión —dice—; sino reflexionar sobre los valores que están cambiando en el mundo”.

A la presencia de Carolina Jabor en la cinematografía brasileña, se añade el documental O Mistério do Samba y su primer largometraje, Boa Sorte; aunque su desempeño en el audiovisual incluye también diversas incursiones en la televisión, con las series A Mulher InvisívelMagnífica 70, entre otras.

“El tiempo y el ritmo en ambos medios son distintos. Creo que es muy diferente tratar una escena para el cine que hacerlo para la televisión. El cine te permite un lenguaje interesante, original; pero en la televisión no puedes experimentar tanto, es importante contar una historia”.

Aos Teus Olhos llega a La Habana con el precedente de haberse estrenado en el Festival de Río de Janeiro el pasado mes de octubre; además de participar en la muestra de Sao Paulo y el Festival de Chicago. Su próxima parada internacional será en Guadalajara, pero mientras, continúa su tránsito por las salas de cine en la Isla.

“Es un honor y un privilegio estar acá”, aseguró Carolina. “La competencia está muy cerrada, hay muchos grandes directores; así que para mí participar ya es un premio”.  

Le puede interesar:

El festival de mi vida

Productores estadounidenses presentan en La Habana documental nominado a los Óscar

Festival de Cine: El ayer restaurado

James Ivory regresa a Howards End