Pasar al contenido principal
CRUZAMIENTOS SURREALISTAS DE EUROPA Y MÉXICO
14July

CRUZAMIENTOS SURREALISTAS DE EUROPA Y MÉXICO

PUEBLA: La exposición El sabotaje de lo real: fotografía surrealista y de vanguardia. Visiones cruzadas entre México y Europa desde los años 20 a los 60 (unas 229 piezas de 40 artistas), permanecerá abierta hasta el 31 de agosto en el Museo Amparo.

La institución mexicana constituye la primera de su tipo a la cual el Centro George Pompidou, de París, Francia, presta una colección tan valiosa de fotografías que reúne a grandes artistas, como Brassaï, Man Ray, Maurice Tabard, Eugène Atget, Henri Cartier-Bresson, Manuel y Lola Álvarez Bravo, Tina Modotti, Kati Horna, Juan Crisóstomo Méndez, Agustín Jiménez y Nacho López, entre otros.

La muestra, distribuida en 14 salas; destaca fotografías de Lola Álvarez Bravo con una serie de desnudos masculinos a Juan Soriano; la icónica imagen de La buena fama durmiendo y Dos pares de piernas, de Manuel Álvarez Bravo; otra colección titulada Teatros del crimen, con obras de Jacques André Bolffard; retratos de Remedios Varo y Leonora Carrington, captadas por la lente de Kati Horna; un desnudo censurado de Lupe Marín junto a un jarrón, de Cartier-Bresson y otras de sus joyas; La gorda, de Antonio Reynoso; Eisenstein con calavera, de Agustín Jiménez, y dos grafitis de Brassaï.

En los años 20 y 30, muchos de los fotógrafos mexicanos jóvenes estaban a la par y muy al tanto de las vanguardias artísticas europeas, como Manuel Álvarez Bravo. Y fueron los surrealistas europeos quienes se interesaron en su obra, y luego, a través de él, en otros artistas mexicanos. Mucho del trabajo que se hizo en México, sin la idea de que fuera expresamente surrealista, también se integró al movimiento.

Más información: Museo Amparo (2 Sur 708), Centro Histórico de Puebla, México.